Intolerancias alimentarias: ¿Qué provocan?

 13/09/2021      por Carlos Manuel Cebrián Pardo

 

Algunas personas experimentan reacciones adversas causadas por cierto tipo de alimentos. Averiguar qué alimentos causan los síntomas puede ser sencillo para algunas personas y muy complicado para otras, dependiendo de cuáles sean los síntomas, de la rapidez con que aparezcan después de comer y de qué alimento está causando el problema.

El diagnóstico de las intolerancias alimentarias puede llevar algún tiempo. Aunque no suponga una amenaza para la vida, la intolerancia alimentaria puede, y a menudo lo hace, hacer que la persona que la padece se sienta extremadamente mal y puede tener un gran impacto en su vida laboral y social.

Los síntomas continuos también pueden afectar psicológicamente a la persona, ya que esta siente que nunca mejorará. Por suerte, a menudo basta con realizar un buen diagnóstico para poder empezar a trabajar en mejorar la situación y que la persona pueda alcanzar un estado de salud más favorable.

A continuación, te enseñamos los tipos de intolerancias alimentarias mas comunes que encontramos en nuestro día a día para que puedas identificar si tienes alguna de ellas.

Tipos de intolerancias alimentarias

Los mecanismos de la mayoría de los tipos de intolerancia alimentaria no están claros. Las reacciones suelen ser retardadas, produciéndose varias horas y a veces hasta varios días después de haber ingerido el alimento culpable.

Los síntomas causados por estas reacciones suelen ser de tipo intestinal, como hinchazón, diarrea, estreñimiento y síndrome del intestino irritable, y problemas de la piel, como eczema y dolor articular.

A continuación veremos algunas de las intolerancias más comunes que existen y los síntomas que provocan.

Intolerancia a la lactosa

Se trata de un trastorno común que surge de la incapacidad de digerir la lactosa, la cual es el principal azúcar de la leche, debido a bajos niveles de la enzima lactasa en el organismo. La lactosa es el principal azúcar de la leche y los productos lácteos de los mamíferos. A pesar de que la intolerancia a la lactosa se confunde a menudo con la alergia a la leche, en realidad no es una alergia.

Los síntomas de la intolerancia a la lactosa incluyen:

  • Hinchazón.
  • Dolor o malestar abdominal.
  • Cólicos.

Y, con menor frecuencia, puede provocar estreñimiento y náuseas.

Intolerancia a la fructosa

La fructosa es un azúcar que se encuentra de forma natural en las frutas, los zumos de frutas, algunas verduras, la miel y el néctar de agave. También es un componente básico del azúcar procesado para cocinar y se añade a muchos alimentos y bebidas procesados, a menudo en forma de jarabe de maíz de alta fructosa.

La mala absorción de la fructosa, o intolerancia a la fructosa en la dieta, se produce cuando las células intestinales no pueden descomponer la fructosa de forma eficiente. La fructosa que no se puede absorber pasa al intestino grueso, donde las bacterias intestinales la fermentan, un proceso que genera síntomas.

Entre los más comunes se incluyen los siguientes:

  • Dolor abdominal.
  • Hinchazón.

Las personas con intolerancia a la fructosa deben limitar los alimentos con alto contenido en fructosa, como los zumos de frutas, las manzanas, las uvas, la sandía, los espárragos, los guisantes y los calabacines.

Algunos alimentos con menor contenido en fructosa como los plátanos, los arándanos, las fresas, las zanahorias, los aguacates, la lechuga y las judías verdes pueden tolerarse en cantidades limitadas con las comidas, dependiendo de la tolerancia de cada persona.

Intolerancia al gluten

La intolerancia al gluten es una afección de reconocimiento relativamente reciente, aunque todavía hay mucha controversia sobre si existe o no y si la causa es el gluten u otra proteína que se encuentra en el trigo. No está claro si se trata de una intolerancia o si está implicado el sistema inmunitario, y tampoco está claro si es de por vida o si es una condición temporal.

Los síntomas en respuesta a la ingesta de trigo que incluyen:

  • Dolor abdominal.
  • Alteración del hábito intestinal.
  • Hinchazón.
  • Náuseas.

Como puedes ver, son muchos los alimentos que pueden causar algún tipo de intolerancia. Si crees que puedes estar experimentando alguna de ellas, te recomendamos acudir a un especialista para que pueda darte un diagnóstico personalizado.

Compártelo con tus amigos y ayúdanos a llegar a más gente :)